Diferencias entre humedades por condensación y por capilaridad

652 596 120
Diferencias entre humedades por condensación y por capilaridad

Si necesitas un pintor de pisos en Ávila porque has detectado una humedad en casa tienes que saber si es por condensación o por capilaridad. En las siguientes líneas te explicamos las diferencias entre ambas porque, por descontado, no se combaten ni se previenen de la misma forma.


Antes de nada, hay que proceder a hacer un diagnóstico certero de la situación. Este paso inicial es importatísimo para que en Decorpaint comprobemos el tipo de humedad al que nos enfrentamos y apliquemos el tratamiento correcto. Date cuenta de que ahorraremos tiempo, dinero y trabajo. Recuerda que, si nos enfrentamos a humedades por condensación y aplicamos un tratamiento para humedades por capilaridad estaremos trabajando en balde porque la humedad por condensación volverá a aparecer más pronto que tarde. Ten muy claro que la condensación puede estimular el crecimiento de moho incrementando el riesgo de problemas de tipo respiratorio. El punto de inicio es un alto índice de humedad en el ambiente. Esta humedad entra en contacto con superficies frías como pueden ser paredes, espejos o ventanas condensándose en forma de gotas de agua que acabar por convertirse en moho. 


De cara a minimizar la condensación anota una serie de recomendaciones como abrir la ventana para cocinar, limpiar las superficies húmedas para evitar la aparición de moho y no obstaculizar las ventilaciones de aire. También, por supuesto, intentar secar la ropa en exteriores siempre que te resulte posible. Cualquier pintor de pisos en Ávila te insistirá en todo lo anterior para prevenir en la medida de lo posible la aparición de humedades. Las humedades por capilaridad son frecuentes en los edificios antiguos porque el agua del suelo llega, a través de los cimientos de los edificios, hasta las paredes.